viernes, 1 de abril de 2016

SYLVINA BACH (Tucumán)


Gabriel y el mosquito

Un mosquito vive en el auto de Gabriel.
Gabriel supone que se metió de polizón en las cercanías de Retiro, cuando iba a esperar a alguien.
Lo vio revoloteando como si examinara el tapizado de los asientos, el espacio de vuelo; paseándose por delante del parabrisas con actitud provocadora. Después emprendió una veloz carrera hacia él, desafiante, como si quisiera provocar un duelo cuerpo a cuerpo entre los dos; pero Gabriel, por pura casualidad, prendió el aire acondicionado y la ráfaga empujó al mosquito hacia atrás impidiéndole volar, como un viento huracanado.
«A veces lo dejo picarme como si no me diera cuenta, y cuando no lo aguanto prendo el aire y lo dejo luchando contra el viento», dice Gabriel.
No ha vuelto a abrir las ventanillas, porque no quiere que se vaya.


Tragedia

Ella pasa corriendo enfrente de todos a gran velocidad. «¿Me ves?», «¿Me ves?», «¿Pueden verme?», pregunta con desesperación, y todos le responden que sí. Ella estalla en llanto. Un hombre se le acerca y le pregunta qué le ha pasado. La criatura se seca las lágrimas y por detrás de las trenzas contesta «Había aprendido la fórmula para desaparecer, pero se me había olvidado»


Alguien gritó…

Alguien gritó preguntando mi nombre.
«Jonás» respondí.

Y me volví a la ballena.

Sylvina Bach nació en el 75 y según sus propias palabras es «Psicóloga y escritora, profesiones que conjugan la posibilidad de profundizar en el conocimiento de la vida y la naturaleza humana, por eso las dos cosas me apasionan. La historia de amor con la poesía y la literatura nació en mi infancia y enriquece mi vida.»
He editado el libro de poemas Cuadernos de Jonás, participa de numerosas antologías literarias y es autora de otros libros de poemas y microrrelatos que aún permanecen inéditos. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada